La pisteada del sábado

El texto que presento a continuación forma parte de los mails pendetontos que envío a mis contactos para avisarles de algo. Aparentemente ya se han convertido en toda una tradición. En esta ocasión quería preguntar a mis excompañeros de secundaria si estarían disponibles el sábado que viene para una pisteada. Se trata de los mismos que me hicieron bolita. A mi me parece una pregunta muy tonta, ¿quién puede tener algo más importante que pistear? Pero bueno, para estar seguros lanzo la pregunta al aire.


Al leerlo de nuevo hay algo ahí que no parece mío, me deprime. Tal vez sea producto de que lo escribí como a las cuatro de la mañana. Sea lo que sea se siente extraño. De todas formas quiero presentarlo. Ai' me dejan un comment con sus opiniones.




Ayer estaba frustado porque no había chocomilk en la casa. ¿Cómo voy a soportar el nauseabundo sabor de la leche? me preguntaba con desesperación. Para quitar mi mente de estos asuntos tan estresantes me puse a contar las lozetas de mi casa mientras ponía mi colección de discos de Timbiriche. Mientras cantaba muy feliz Soy un desastre cuando tú te vas de casaaaa, en el armario ya no encuentro las corbataaas escuché un ruido que me hizo perder la cuenta cuando ya iba por la lozeta 56,478.


Jaime, le grité al mayordomo, ven inmediatamente. En efecto, después de dos horas llegó un señor con tuxedo y pose restirada. Llamaba el señor, me preguntó. Si, escuché un ruido cerca de las caballerizas, ve a investigar. Y a ver si le vas bajando de huevos, te tardaste mucho en llegar, parece que te crees el patrón, le dije. La verdad el ruido me tenía preocupado, ni menso arriesgo el pellejo con tanto secuestrador suelto.


Ya que se había ido recordé lo del chocomilk. Tomé un post-it y anoté Decirle a Jaime que compre chocolate en polvo y arregle mi cajón de calcetines (clasificarlos por tipo de tela). Pegué la nota en una columna de mármol. Después, saqué unas pelotas de tennis y comencé a jugar un juego que yo inventé. Es parecido a las canicas, pero con una serie de reglas bastante complicadas que involucran ecuaciones fractales. Además, se consideran todos los muebles de mi casa. A veces puede resultar complicado cuando hay remodelaciones, porque tengo que hacer ajustes a las reglas.


Total, mi colección de discos se había reproducido de principio a fin y estaba divirtiéndome de lo lindo. En eso regresa Jaime y me dice Señor, creo que hubo una pequeña confusión, no tiene usted caballeriza. Me quedé pensando unos veinte minutos, y me dí cuenta de que tenía razón, pero no hay nada peor para un mayordomo que decirle que se encuentra en lo correcto.


Preferí cambiar de tema Mañana quiero que te vayas tempranito al registro civil e investigues todos los trámites para cambiarte de nombre por otro que no suene tan pinche, parece sacado de telenovela de Thalía. Lo miré dudar. Te vas a poner mamón, le pregunté. No señor, pero creo que es un trámite muy caro, me respondió. No me importa el precio, repliqué, al cabo que saldrá de tu sueldo. Es lo menos que espero de él, después de que interrumpió mi partida de Tenicas (aunque a veces lo llamo Canitennis). Lo dejé que se fuera a seguir cortando el papel picado que utilizaremos en septiembre.

Guardé mis pelotas (las de tennis) y entré a mi estudio. Así le digo yo al cuarto en donde guardo todos mis juguetes. Presioné un botón y hablé por el intercomunicador Silvia Patricia, tengo nuevos mensajes, le pregunté. Si señor, habló Roberto Madrazo de nuevo, quiere disculparse por el elefante de marfil que robó de su sala la otra noche, alega que es cleptómano y no pudo evitarlo, Ese Madrazo nunca cambiará, ¿alguien más? Si señor, llamó también Hortensio el exjardinero, quiere saber si ya leyó usted El Código DaVinci, A esa llamada ni le respondas, ¿alguna otra? Si, se comunicó con usted el ingeniero Castañeda, quiere... Ya te dije que me tienes que decir señor siempre, otro error de estos te cuesta el empleo, Disculpe usted señor, Está bien, te lo perdonaré por esta ocasión, me decías, Señor, el ingeniero Castañeda llamó y quiere ver si se va a realizar la pisteada de este sábado, Pues yo también quiero saber, pero en donde, no te dijo, No señor, parece que el lugar no está definido todavía, pero hay varias opciones, Entonces para qué llamó, Señor, quiere ver si usted puede comunicarse con sus excompañeros de secundaria, para ver quienes están disponibles para esa fecha...

En eso escucho de nuevo el ruido aquel. Grité a todo pulmón Jaimeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeee. A los cinco minutos llegó. Llamaba el señor, Y todavía preguntas pendejo, no escuchaste el gritote, Qué sucede señor, Pues el mismo ruido, pero creo que esta vez vino del sótano, ve a investigar, Pero señor, usted me dijo que nunca bajara al sótano porque luego me mancho los guantes y la lavandería está muy cara, Que hagas lo que te digo, por cierto, se me había olvidado decirte que compres chocomilk, la otra vez me tomé un vaso de leche sin chocolate y casi me ahogo con mi propio vómito, Me haré cargo de eso señor, Bien, ahora al sótano. Se quedó parado un ratote viéndome con cara de extrañado, después de una media hora se quitó los guantes, los puso sobre mi escritorio (en realidad era una mesita de Playschool) y se retiró bien lento, como esperando a que cambiara de opinión.

Bien Silvia Patricia, en qué estábamos. Se hizo un silencio al otro lado del intercomunicador. Silvia Patricia, estás ahí, Si señor, pero, Pero qué, No soporto más esta situación, No me dijiste señor, estás despedida, Eso precisamente le iba a decir, que renuncio, No renuncias, estás despedida y nunca volverás a trabajar en esta ciudad, que digo en esta ciudad, en este país, comunícame con Vicente Fox de inmediato, Le acabo de decir que renuncio, Eso me vale madre, ponlo al teléfono. Y ya no escuché nada por el aparatito.

Furioso me dirigí a la oficina de Silvia Patricia. Bueno, su oficina en realidad era el hueco debajo de las escaleras con una caja de madera como mesita, un teléfono, el intercomunicador y un block de hojas amarillas con su respectivo crayón negro. Silviaaaaaaaaaaaaaaa. Nadie me contestó. Jaimeeeeeeeeeeeeeeeeeee, esperé dos horas pero nada.

Tomé el block de notas que estaba encima de la caja, y tras revisar su contenido me topé con el teléfono del ingeniero Miguel. Miré el teléfono, pero la verdad llevaba años si usar uno. Creo que una vez miré alguno en una caricatura de Bugs Bunny, pero ni puse atención a su funcionamiento. Jaimeeeeeeeeeeeeeeeeee, de nuevo sin respuesta.

Levanté el auricular, y me lo coloqué en el oído, no se escuchaba nada. Me habré quedado sordo, pensé, pero a los quince minutos me dí cuenta de que me lo había puesto al revés. Comencé a presionar los botones, pero olvidaba la secuencia de números a la mitad. Estuve intente e intente toda la noche hasta que pude hacerlo correctamente a las tres de la mañana. Lo malo es que nadie me contestó. El sueño me venció y dormí recargado en la caja de tomates.

Me dí cuenta de que había amanecido porque el tragaluz de cuarzo del techo comenzó a filtrar el sol. No tenía ningún reloj a la mano, nomás uno de arena que es una reliquia árabe del siglo XI y la verdad no sé como da la hora. Intenté marcar de nuevo, me tardé dos horas en dar con la combinación correcta.

Bueno, quién habla, Que onda Maikiki, habla el Miguelón, Quiubole, te dijeron que te llamé, Si, qué se te ofrecía, Quería ver si puedes enviar un correo electrónico a los de la secu para ver quién puede ir a la pisteada del sábado, Chin, ahorita va a estar difícil porque acabo de despedir a mi secretaria, Y eso, Pues ya vez, uno ya no puede confiar en nadie, Si, está canija la situación, Pero bueno, voy a ver si mi mayordomo puede ayudarme, Está bien, nomás quería decirte eso, nos vemos, Nos vemos, y a ver si en la semana vamos a jugar tennis, ya no te vayas a San Diego, Claro, nos vemos pronto y colgó.

El problema sería encontrar a Jaime, no se había parado en toda la mañana. Ni siquiera me despertó. Fui a su cuarto (en realidad era una hamaca en el patio) pero no estaba ahí. Tampoco estaba entre los matorrales, ni en la piscina, ni en la cancha de cricket. ¿Qué se estaba creyendo este wey? Ya no quería gritar su nombre porque la neta suena bien naco. De pronto recordé que a la última parte a donde lo envié fue al sótano, así que tendría que aventurar a esas profundidades. Noté también que las plantas ya estaban muy crecidas, pero Hortensio el jardinero había renunciado la semana pasada. El pobrecito está ahora pidiendo dinero debajo del puente de la Lázaro Cárdenas, le advertí que no volvería a trabajar.

Estuve como loco buscando la puerta del sótano, hasta que de pura casualidad dí con ella. Estaba muy obscuro y encendí el interruptor. Aún así faltaba muchísima luz, aparentemente se habían fundido la mayoría de los focos. Frente a mí se encontraba la escalera de madera que conducía hacia abajo. Cada escalón que pisaba emitía un rechinido.

Conforme descendía, un olor muy desagradable llegó a mi nariz. Tuve que rebajarme a gritar de nuevo Jaimeeeeeeeeee. Me respondió el silencio. Llegué al fondo y el olor se hizo tremendamente fuerte. Sólo avancé unos pasos hasta que miré algo que me horrorizó: Un río de sangre salía del cuerpo de Jaime, el cual estaba tirado en el suelo completamente desnudo. Tenía extendidas los brazos y piernas. Había un círculo pintado alrededor de su cadaver y tenía grabado un pentagrama en la frente. Cinco velas colocadas en círculo alumbraban el cuerpo. En la pared había una inscripción escrita con sangre que decía Tú eres el siguiente.

Después de pensar Cómo apesta este cabrón, me dije a mi mismo Y ahora cómo voy a escribir el mail a mis amigos para ver si pueden ir a la pisteada del sábado. Hasta la fecha no sé como voy a hacerle.

Atte.
BadBit




P.D. Aprovecho este pequeño espacio al final para pedir una disculpa pública. Mi amigocha Deyamota cumplió años el sábado pasado y de regalo le prometí un cuento nuevecito. Primero que nada, ¡Felicidades! Segundo que nada, esta promesa resultó ser una empresa titánica. El cuento sigue avanzando, aunque a paso de tortuga. Me siento como pasta de dientes que está próxima a acabarse y estoy exprimiéndome con todas mis fuerzas. Saludos de nuevo, y pido paciencia.

19 comentarios:

mk dijo...

jajajaja no mms! tanto pedo pa una peda???

ah ese jaime, lastima por el pero no tenía más mayordomos por sakrifikar..

En kuanto a Silvia Patricia, ps me dio lástima y le di una eskina pa ke trabaje...

Tu sabes, el hambre es kabrona...

jajaja

saludos badbit

Alekz Luthor dijo...

Sr. BadBit,

Con todo el respeto que usted desmerece...y que ya merece de vuelta...neta...
que pesado está pa' escribir...

Cuando sea grande quiero ser como usté...ya sabe con toda esa greña(porque estoy casi tan pelón como el Yonhel)y unos lentes chilos de "Bob Esponja"....ah! y de paso escribir tan chilo como Yucatán..

Ni pex...me meteré a la primaria de nuevo...y volveré a tocar la pila con el "Pez goldo" (gracias por las fotos del 7 de Enero en "La Tabla")

By the way...espero que no le moleste que lo tengo en mi blog como uno de los blogs recomendados pa' tripear...

Saludos.

!:::...Märio...:::¡ dijo...

HORTENSIO es
el asesinooooo!!!!

corre badbit!
COORRREEEEEE!

mariobogarin dijo...

Delicioso...

el memo dijo...

lo mejor fueron los nombres!!!

jajaaj SILVIA PATRICIA!!
jajaja JAIME!!
jajaja HORTENCIO!!
jajaja BADBIT!!! jajajajjaja


no , y a en serio , neta que eres de los pocos blogs que me a trevo a leer blogs largos!

MORALEJA:
se nota que leiste el cofigo da vinci

Kamelie dijo...

Me sucede lo mismo, me releo en mis textos antiguos y no me reconozco, es una sensación extraña.

En tu caso te felicito me reí de este tipo y en verdad disfruté esto, al principio me lo imaginaba como obra de teatro, pero pensánlo bien, hay muchos detalles que en un escenario se perderían, así que me quedo con la lectura.

Deberías publicarlo en un medio impreso, al igual que el de tu graduación.

BadBit dijo...

¡Oh! ¿Y ahora quién podrá publicarme?

Si, he querido publicar mis cuentos desde hace mucho, simplemente no se me ha presentado la oportunidad todavía, aunque por ahí me han comentado que no es tan difícil como parece...

Muchas gracias por sus comentarios :)

Atte.
BadBit

((JaN!s...*)) dijo...

Migueloooooon!!! chamako dont worry ! espero con ansia pero paciencia el cuentecillo, usted tomese el tiempo necesario para que le saque provecho a mi nombre y reputacion jajaja...
Chamaco aah! pero que buena historia neta! me encanto, y los nombrse jajaja NETA QUE TELENOVELA DE TELEVISA NI QUE OCHO CUARTOS...
Asi le llegare a poner a mis hijos si tengo dos niños y una niña jajaja bueno... mejor no jajaja....
ahi nos estamos viendo amigo, espreo sea pronto, por que tengo ganas de que vengas a la casa a hecharte un coffe

52X Max dijo...

al cabo ke los blogs ahora tienen copyright

sgenius dijo...

Ojalá fueran así los mails que me llegan a mí :D

karito dijo...

con tan buen cuento kient te ha contestado la invitacion???

salu2

Kamelie dijo...

52Xmax: No es por el copyrigth que le sugiero la publicación impresa, sino porque veo que es literatura que necesita estar en su medio natural: un libro, una revista. Cierto que la literatura es literatura en el medio que lo pongan, incluso verbalmente. Pero los escritores y los lectores de literatura siempre gozaremos mucho más de ella en un medio impreso, y eso lo sabe Badbit.

Ojo: nadie le hace mala cara a este fabulosísimo medio, es genial y maravilloso.

Sólo digo.

amargadillo dijo...

a mi pa una peda ya ni me hablan... u_u

es que soy rebriago...

...

ta chido el cuento.. jajaaj jaaaaiiimeeeee!

TelePedro dijo...

ese usuario anónimo se nota que no leyó bien el post!

¿qué no ves que este tipo es rico? ¿para qué necesitaría "some extra cash"?

* Punky * dijo...

Aww, eres adorable.

La parte de Silvia Patricia me conmovio, yo tengo una tia que se llama asi; que un tiempo trabajo y ya nunca lo ha vuelto a hacer... espera!

krizthyan dijo...

Hay Miguel tus cuentos son un trip...
Si estaría cura traer una revistilla con tus notas, historias y uno que otro cuentillo por ahí...
Solo te diré que la parte del sótano maltripioso con el mayordomo muerto no se, me dejo no se, haaa... me gusto mucho el cuento, esta bien original, no me agrado lo del sótano, pero la neta esta buenísimo...
Un saludote y pues a ver que día lo veo, por que cada vez mas tu imagen se convierte solamente en un recuerdo borroso...
Creo que la única parte que cumplo en los criterios de ser un caballero, es esa de:
Un caballero no tiene memoria...
Por que en ese departamento estoy bien jodido, bueno
Cuídate y pues gracias por el Post...

Anónimo dijo...
Este blog ha sido eliminado por un administrador de blog.
Anónimo dijo...

asi se llama tu amiga????!!!

y pense que yo tenia nombre raro???



atte. Dayanara Anelitxa
jajajaa

BadBit dijo...

Dayanara... Creo que tú eres la reina indiscutible en ese aspecto.

Atte.
BadBit